Lecturas

EL IMAGINARIO MURAKANIANO: NAVEGAR EN AGUAS ONÍRICAS

Dicen que en la mayoría de las ocasiones en la vida no se trata de blanco o negro, de bueno o malo, de luz u oscuridad: en la mezcla, en los tonos grisáceos es dónde podemos encontrar lo más maravilloso de la existencia.

No es el caso de Haruki Murakami (Fushimi-ku, Kyoto, 1949), cuya nueva novela —De qué hablo cuando hablo de escribir— publicará la editorial Tusquets pocos días antes de la festividad de Sant Jordi, día del libro por antonomasia. Adorado por muchos y defenestrado por otros, parece que con el novelista japonés no pueden existir los sentimientos tibios, la equidistancia o el equilibrio. O te gusta o no lo soportas. El sempiterno aspirante al Nobel de Literatura —una suerte de Meryl Streep literario, pero de momento sin premio gordo— despierta las más enaltecidas de las pasiones al mismo tiempo que recoge críticas por un estilo que resulta tan personal como la propia percepción de los lectores a la hora de sumergirse en sus libros.

Leer artículo completo en Guts Mag

Anuncios
Estándar

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s